Los gigantes han sido representados de millones formas, siendo protagonistas de pasajes de la biblia, libros, cuentos e incluso películas. Sin embargo, la poca evidencia que existe acerca de la existencia de estos seres sobre el planeta es completamente ficticia y aún no se puede garantizar que haya sido así, hasta ahora. Recientemente se realizó un descubrimiento realmente asombroso acerca de los gigantes que dejó a muchos helados.

¿Quiénes estuvieron en Siria?

En siria, específicamente en el Valle Epónimo, existe una especie de templo sumamente famoso en todo el mundo que es visitado constantemente por su enorme peso histórico, especialmente porque fue en él donde estuvo Salomón. Se dice que fue construido hace millones de años, antes de que viniera cristo, cuando las personas adoraban diferentes dioses y las civilizaciones era fieles a estos seres sobrenaturales e increíbles.

Lo más asombroso del templo no es su historia, su arquitectura o las esculturas que aún se encuentran en el lugar, sino dos enormes huellas de pies descalzos que se encuentran en la entrada, como una especie de bienvenida a aquellos curiosos que desean entrar.

¿De quién son estas pisadas?

Las huellas son de una longitud de un metro de largo, por lo que quiere decir que los dueños de estos asombrosos pies era una persona o ser sobrenatural de por lo menos 18 metros de alto.

No se sabe con exactitud quién llegó hasta este templo y dejó como evidencia de su permanencia en este lugar estas huellas, sin embargo, las teorías acerca de esto son muchas, por lo que es inevitable saber con exactitud a cuál se le debe prestar más atención que a otras.

Múltiples teorías

Algunos aseguran que se trata de los dioses que adoraban en ese momento las personas de dicha cultura, que en realidad no eran entidades intangibles sino seres extraterrestres. Otros dicen que fueron visitas de gigantes, pues hay evidencia de que seres más grandes de lo normal existieron en el planeta hace millones de años. Sin embargo, aún no sabemos con exactitud qué ocurrió, pero lo cierto es que las huellas están ahí.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.