En Jerusalén se encuentra uno de los lugares más relevantes en la religión del Islam: La mezquita de Al-Aqsa, que también se encontraba en modo de emergencia por un incendio que prometía ser catastrófico en la estructura del mismo, que casualmente era al mismo tiempo que el incendio en París.

El curioso fuego simultáneo de Jerusalén y Notre Dame en París

Jerusalén arde al mismo tiempo que París

El 15 de abril del presente año pudo ser un día normal para muchas personas, pero no para la historia y los residentes de dos países que fueron testigos de cómo abrasadoras llamas consumían una parte importante de su territorio nacional e incluso internacional.

Mientras Francia, París y el mundo observaba como Notre Dame (una de las catedrales más relevantes de todos los tiempos) era la víctima de un terrible incendio que terminó por arruinar parte de la fachada de la misma que tenía más de 8 siglos, en Israel ocurría algo muy similar en la mezquita Al-Aqsa.

El curioso fuego simultáneo de Jerusalén y Notre Dame en París

Donde uno de los salones de la mezquita de Al-Aqsa estuvo envuelto en llamas que por suerte lograron extinguir rápidamente.

Origen del incendio

Aunque las consecuencias del incendio que ocasiona poco daño sigue estando abierto en una investigación, sin embargo la fundación musulmana y algunas noticias como la televisión jordana Al-Mamlaka aseguran que el mismo fue provocado por unos niños que jugaban en la zona.

El incendio dio inicio en la zona del cuarto de los guardias en la parte exterior del tejado del salón donde se realizaban rezos Marwani, este se hizo notar casi inmediatamente con grandes montañas de humo que salían del salón origen del incendio.

El curioso fuego simultáneo de Jerusalén y Notre Dame en París

Este incendio no fue demasiado alarmante en los medios de comunicación debido al acontecimiento que ocurría en el mismo momento en parís en la catedral Notre Dame, sin embargo, no deja de ser un hecho relevante para los residentes.

No hubo grandes consecuencias

El incendio no ocasionó grandes daños además de quemar un puesto de vigilancia del lugar, esto gracias a la eficiencia de la brigada que supo mantener todo bajo control y extinguir las llamas de manera muy rápida y eficiente, el tercer lugar más sagrado para la ciudad y el Islam, seguirá abierto al público sin ningún problema.

 

A pesar de que es también uno de los lugares más relevantes para el judaísmo, los judíos no tienen autorización para rezar en la mezquita, y esta es vigilada por las fuerzas israelíes para el control de quienes ingresen.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here