Existen muchas teorías conspiratorias acerca de Hitler y su muerte. La versión oficial de los hechos, es que Adolf Hitler se quitó la vida junto a su esposa Eva Braun en un bunker, para prevenir su captura cuando las fuerzas soviéticas descendieron en la capital. Pero, muchos creen que en realidad esto no ocurrió, ¿Qué hay de cierto en estas teorías conspiratorias?

Se acabó la conspiración

La respuesta es absolutamente nada. Un nuevo estudio, llevado a cabo por un grupo de patólogos franceses, ha llegado para acabar de una vez por todas con todas esas extrañas historias. La más popular de estas, dice que Hitler escapó de la guerra y se fue a vivir a América del Sur, donde envejeció y acabó allí sus días.

Otras teorías más extrañas, dicen que Hitler se ocultó en una base secreta en la Antártida. E incluso, hay quienes van al extremo, y ofrecen versiones en las que Hitler se ocultó en la Luna luego de la guerra.

El estudio

Para realizar el estudio, los científicos utilizaron fragmentos de cráneo y dientes que fueron hallados en Berlín, en 1945 y, posteriormente, estos fueron trasladados en Moscú, donde se mantienen hoy día. El gobierno ruso permitió el acceso a estos restos por primera vez en más de 70 años.

Los científicos analizaron los fragmentos y los compararon con los registros dentales de Hitler, revelando así que, efectivamente, el hombre dejó este mundo en el año 1945.

Una muerte llena de orgullo

La muerte de Hitler estuvo llena de orgullo, debido a que se sacó de en medio para evitar ser capturado por los rusos. Además, pidió a sus soldados que quemaran su cuerpo, para evitar que los rusos lo usarán como trofeo en sus desfiles de victoria.

Finalmente, una vez más, la ciencia ha vencido a los teóricos de la conspiración y ha demostrado ser la fuente indiscutible de conocimiento.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here