El 11 de noviembre, ocurrió un suceso realmente extraño que sorprendió a los científicos y del cual aún no consiguen explicación razonable, donde los instrumentos especializados detectaron una serie movimientos sísmicos que fueron inexplicables.

Estos movimientos que tuvieron lugar aproximadamente a 1 km de las costas de una isla francesa entre África y Madagascar, duraron alrededor de 20 minutos.

Lo más sorprendente es que no se trató de un terremoto, es más, hasta los momentos nadie ha logrado dar una declaración lógica de lo que realmente sucedió, dejando el tema abierto para la presunción de cientos de hipótesis.

¿Cuál fue el resultado de los instrumentos?

Fueron varios los instrumentos alrededor del mundo que detectaron este extraño suceso, desde Kenia, pasando por Zambia hasta Etiopia, donde todos arrojaron datos donde señalaban a la isla francesa de Miyotte, siendo el sitio donde comenzó todo.

Esto no pudiera considerarse como extraño, pero poco después, las olas resultantes del movimiento sísmico fueron recogidas por instrumentos a lo largo del mundo como Nueva Zelanda, Chile, Canadá e incluso hasta en Hawái, lo que es aproximadamente 17 mil kilómetros de distancia del punto de origen.

¿Esto no es lo realmente curioso?

Esto no termina allí solamente, se pone más extraño, debido a que el misterioso suceso hizo que nuestro planeta sonará como una campana durante al menos 20 minutos y durante todo este lapso de tiempo en que ocurría, esto no fue percibido por ningún humano en la superficie terrestre.

Esto se considera una situación para la cual los científicos no se encuentran realmente preparados, como lo indica Göran Ekström, quien es sismólogo en la Universidad de Columbia, mientras nuestro planeta sonaba como una campana, las olas mantenían un oleaje monótono de poca frecuencia mientras se propagaba alrededor del mundo.

¿Cuál es la opinión de los expertos?

Este misterioso fenómeno aun supone ser un verdadero dolor de cabeza para los científicos, ya que mientras ocurría esto solo pudieron encontrar ondas superficiales profundas y resonantes, lo que sucedería si se tratará realmente de un terremoto.

Estas ondas ni siquiera retumbaron en la superficie, como lo deberían hacer en caso de un terremoto, por lo que muchos describen que los datos arrojados reflejan una frecuencia más limpia, como si de una composición musical se tratara.

¿Realmente se trató de un terremoto? ¿Pudo ser el impacto de algún objeto del espacio? ¿O se tratará de algún experimento del cual no tenemos conocimiento? ¿Qué piensas al respecto?

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here