Arqueólogos encuentran un «muro de cráneos» en la Ciudad de México, restos de prisioneros y sacrificios al dios azteca

Arqueólogos encuentran un «muro de cráneos» en la Ciudad de México, restos de prisioneros y sacrificios al dios azteca



Arqueólogos mexicanos han descubierto en la Ciudad de México un nuevo fragmento del tsompantli azteca, un muro de cráneos, dedicado al dios de la guerra.

El nuevo descubrimiento se anunció después de que la parte este de la torre fuera excavada junto con la fachada exterior, cinco años después del descubrimiento de la parte noreste.

119 cráneos pertenecientes a prisioneros de guerra o víctimas rituales fueron colocados sobre una estructura de postes y ramitas de madera, país relaciones. Este es el fragmento oriental de la torre de calaveras con un diámetro de 4,7 metros, dedicada al dios Huitzilopochtli. Tiene unos 500 años.

Se cree que la torre de 4,7 metros de diámetro se construyó a finales del siglo XV. En total, se encontraron más de 600 cráneos en el sitio, que las autoridades mexicanas han calificado como uno de los descubrimientos arqueológicos más importantes del país en los últimos años.

La declaración señaló que en Mesoamérica, el sacrificio humano se veía como una forma de asegurar la existencia continua del universo. Por eso, los expertos consideran la torre «un edificio de vida, no de muerte».

El primer fragmento de tsompantli se descubrió hace cinco años. Dos empresarios belgas estaban a punto de abrir un museo del chocolate en la Ciudad de México. Tuvieron que abandonar sus planes, ya que se encontraron cráneos durante la construcción. En total, incluidos los nuevos descubrimientos, se encontraron 603 cráneos en este lugar, incluidos tres niños.

“No podemos determinar cuántas de estas personas eran guerreros. Algunos pueden haber sido prisioneros destinados a ceremonias de sacrificio. Pero sabemos que todos han sido consagrados, es decir, transformados en dones para los dioses o incluso personificaciones de los mismos dioses ”, arqueólogo Raúl Barrera Rodríguez del Instituto Nacional de Antropología e Historia de México (INAH)., Ella dijo.

El túnel fue construido durante el reinado del emperador Moctezuma I y está asociado con el dios del agua y la fertilidad, Tlaloc, aseguran los arqueólogos.

Representantes del Instituto Mexicano de Antropología e Historia señalaron que el muro estaba decorado con diversas pinturas rupestres y estatuas, las cuales son consideradas «de gran valor arqueológico en la ciudad de Ecatepec de Morelos, en el central estado de México». la pared, así como lo que una vez fue una puerta de madera.

Otras exhibiciones incluyen artefactos de vidrio, porcelana, mayólica, así como restos de estatuas. El túnel con misteriosos bajorrelieves era parte de una presa construida por los aztecas; posteriormente fue incluido en el sistema de drenaje construido por los españoles en el siglo XVII.

CATEGORIES
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )